COVID-19

27/06/2020
27/06/2020 Matilde

La era del COVID 19 está teniendo un impacto tremendo en nuestro sector. En tantos otros también, no pretendo con este post decir que la interpretación esté siendo LA víctima de esta pandemia. En absoluto. Pero como es mi sector, es el que conozco mejor y es del que voy a hablar en este artículo. 

Desde que empezó a temerse por la salud de la gente, empezaron a cancelarse viajes, los ponentes empezaron a avisar de que no participarían en los congresos a los que habían sido invitados, los asistentes también empezaron a cancelar su asistencia y los organizadores tuvieron que tomar la difícil decisión de anular los eventos. En ese momento, cuando todavía no habíamos vivido en nuestras carnes la magnitud del asunto, a veces hasta pensábamos que era un poco exagerado, que tampoco podía ser para tanto y cada cancelación era una pequeña puñalada.

Mi último congreso fue uno de fisioterapia. El congreso más raro de todos los congresos en los que he trabajado. El equipo técnico estaba presente, los organizadores también, los intérpretes estábamos en la sala, metidos en nuestra cabina. Algunos de los panelistas iban llegando para presentar solo durante el momento del día en el que estaban agendados. Y toooodos los “asistentes” seguían el congreso desde sus casas. Ver un panel de expertos debatir los puntos gatillo ante un auditorio vacío es raro, eso seguro, pero también es un poco desesperanzador.

Después de aquél congreso los días 6 y 7 de marzo trabajé tres veces más, interpreté en dos juicios y en un consejo de administración. Y al llegar a aquellos trabajos nos dábamos la mano e incluso dos besos y a todos nos parecía que la gente estaba exagerando con tanto miedo. A toro pasado no puedo evitar pensar en lo tonta que fui y lo osada que es la ignorancia.

El día 11 empezó mi encierro. Me habían cancelado todos los viajes, los trabajos, todo. Llegó un momento que tuve que ir eliminándolos de mi agenda porque se me ponía una mala leche insoportable al ver todos esos trabajos en la agenda cuando en realidad no iba a poder hacer nada… 

Hay días que recibo un WhatsApp de alguna colega (si, uso el femenino, porque a diferencia de la RAE considero que cuando en un grupo hay mayoría de mujeres, por qué no generalizar usando el “ellas”) que me dice “Hoy teníamos que haber estado juntas”. Suspiro. Suspiro porque me encanta mi trabajo en gran parte por las grandes amistades que he forjado por el camino.

Así que han sido 60 días de volver a pensar en qué puedo hacer para mantenerme viva en este sector. Me he estado informando acerca de las plataformas de interpretación simultánea. He hecho sesiones de formación con unas cuantas y me he presentado a varias agencias que prestan servicios de interpretación on line. 

La lucha ahora es hacer entender a las agencias que los pagos por hora son inaceptables. Los intérpretes tenemos que prepararnos igual dure el servicio de interpretación una hora o 3 días, es por eso que asociaciones como AIIC no contemplan la posibilidad de contratar intérpretes por medias jornadas, solo completas, aunque el trabajo no dure finalmente más de dos horas. Tampoco podemos aceptar una bajada de tarifas solo porque trabajemos “desde la comodidad de nuestro hogar”. Trabajar desde casa supone encontrar el espacio idóneo para interpretar sin ser molestado, sin ruidos y sin interrupciones (y esto no es fácil si tenemos en cuenta que algunas somos madres y los niños no pueden ir al cole). Supone poner el equipo técnico (ordenador, cascos, micro de calidad y conexión adsl) y que funcione. Supone formarse para saber usar la plataforma que el cliente escoja. La carga para el intérprete aumenta, por lo tanto la tarifa no debería reducirse.

De hecho estas últimas semanas unos compañeros han creado un grupo y los domingos nos reunimos unos cuantos por zoom para hablar de esta nueva realidad. En general parece haber consenso. Hay que proteger la profesión en esta nueva era. Volveremos a celebrar congresos y reuniones presenciales, pero la interpretación en remoto ha llegado para quedarse.

Comments (6)

    • Muchas gracias, Enrica 🙂 De hecho me has recordado que va siendo hora de publicar otra entradita. Un saludo y feliz lunes

  1. Beeindruckend! Dies könnte einer der nützlichsten Blogs sein, die wir jemals zu diesem Thema gesehen haben. Eigentlich großartig. Ich bin auch Spezialist für dieses Thema, damit ich Ihre Bemühungen verstehen kann. Maitilde Taite Showker

    • Ich denke das ich habe ein bisschen verstehen seine comment, aber ich spreche keine Deutsch… Thank you for your comment, it is much appreciated. Hope you have a lovely day 🙂

  2. C’est en réalité une information agréable et utile. Je suis convaincu que vous venez de partager ces informations utiles avec nous. S’il vous plaît, gardez-nous au courant de ceci. Merci d’avoir partagé. Hyacinthe Adham Lucius

    • Merci, c’est très gentil de votre part de trouver le temps d’écrire ces mots 🙂 Je vais faire de mon mieux pour continuer d’écrire mes petites anecdotes.
      Très bonne journée à vous.
      Matilde

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *